30 nov. 2010

¿MÁS IDIOTA TODAVÍA?



¿Alguna vez hemos sentido como que de verdad nos pasamos de tontos esta vez con alguien? Se podría decir que los humanos tenemos la cualidad de ser más idiotas de lo que regularmente hemos llegado a ser.

Todos sabemos que como personas de la actual sociedad, estamos inmersos en gran cantidad de conexiones sociales. Conocemos a una gran cantidad de personas (máximo 150 personas) de las cuales podemos decir que tenemos una relación saludable.

En este selecto grupo de personas existen dos tipos que son bastante cercanos: familiares y amigos.

Con los familiares no hay ningún inconveniente fuera de lo normal, las riñas y desacuerdos son regulares, pero es familia. Con los amigos es algo muy diferente.

La familia aguanta mucho, pero los amigos son personas extrañas a nuestra familia que se han arriesgado a apreciarnos por lo que hemos demostrado ser, con palabras y acciones. Son personas que muchas veces escapan de su realidad al reunirse con nosotros y sonreír por unos minutos que pasemos juntos.

Lo peor que puede hacer una persona y por lo que merece la muerte más dolorosa y humillante que puede existir es lastimar a un amigo.

La gran desventaja es que nuestra mente esta diseñada para lastimar a medio mundo sin siquiera darnos cuenta de lo que estamos haciendo. No necesitamos esforzarnos para lastimar a alguien y lo más doloroso del asunto es que regularmente dañamos a quienes nunca se lo merecen.

Como ser humano no estoy exento de esta situación.

Anoche, en mi insistente necedad de ser cortés con las demás personas, olvidé por completo que llevaba a mi lado a alguien que se merecía toda mi atención y a pesar de ello, lo olvidé. No existe excusa alguna que pueda justificar que haya cedido el asiento desocupado frente a mí a una desconocida que a una de mis mejores amigas de toda la vida.

Y aquí estoy, tratando de soportar la culpa que parece no querer desaparecer por un instinto. Por supuesto no me quita el aliento, pero aún así tengo la sensación de que no puedo hacer nada aún para disminuir el daño que he provocado en ella, como en mi.

Este post tiene nombre y apellido. Sé que no volveré a olvidarme de a quien tengo a mi lado jamás. Lo siento mucho amiga.


17 nov. 2010

"NO FUE OBLIGADO"

Esta podría ser la frase más impactante en todo este año para mi. Sabiendo que no viene de alguien de mi familia, le da un valor aún mayor. Raya fuera de lo cotidiano y común en esta sociedad, pero es la evidencia que existe el amor verdadero.

Como lo he dicho en publicaciones anteriores, encontrarse con alguien conocido y agradable es tan gratificante como un vaso de agua fresca después de una caminata de horas. Pero es aún mejor cuando recibes buenas noticias.

Conversando con una amiga que tenía varios días de no haberla visto, pero antes de eso tenía años de no verla, apareció frente a mis ojos y en medio de la conversación dice "... entonces tengo que dejar a mi bebé con mi mamá..." frase que me dejó en choque por algunos segundos donde la reacción esperada fue "¿Tienes un hijo?"

No es cosa rara que muchas de las chicas que conocemos en la secundaria, ahora ya se encuentren casadas o con un hijo. Mujeres menores de 25 años criando a un bebe y con un trabajo encima de ellas, que ya es suficiente trabajo lo uno y lo otro.

Lo que me impresionó fue que al contarme su historia en 15 minutos, me dejó muy claro que ella SI se había casado por amor, no como las otras dos chicas que se casaron porque evidentemente ya estaban en gestación.

En esta absurda sociedad que ha dejado los mores y estándares morales a merced de la televisión y los reggeatoneros, una persona viene y marca la diferencia no asumiendo el rol de la adolescente rebelde a los principios paternales que tiene sexo fuera del matrimonio.

Ya sé que he conocido a mujeres que son felices con sus parejas a pesar de haber tenido hijos antes de casarse, pero reconozco que no me he sentido tan honrado al saber que una chica que tuve la oportunidad de conocer de adolescente, hoy sea una madre muy orgullosa, una esposa muy feliz y un perfecto ejemplo de todo tiene su tiempo.

Que bien se siente saber que haces algo voluntariamente, no porque te lo piden o porque tu mismo te sientes culpable e intentas ocultar eso adelantando las situaciones.

Esto podría volverse un tuit eterno: Que bien se siente saber que no te obligaron, que supiste esperar y que todo marchó de maravilla.



3 nov. 2010

EL CASO DE LA MUJER Y EL GORILA (I)


Hace algunos días tuve una especie de revelación existencial: a una gran mayoría de las mujeres les atraen los gorilas (casi literalmente). Si, esos primates de gran tamaño, mucho pelo, muchos músculos, un gran trasero y rostro perfectamente dibujado con lindos ojos de color.

Y no es de extrañarse que esta situación sea bastante frecuente ¿Porqué? Simplemente porque la mayoría de chicas menores de 28 años, buscan los hombres que son están mejor posicionados ya sea en lo económico, social o financiero.

Eso es tema de una entrada anterior, pero en esta serie de posts, pretendo demostrar que hay muchos casos en donde las chicas están literalmente "colgadas" de un hombre.

¿De donde viene esta aparente atracción de las mujeres por los hombres grandes?

Los seres humanos tenemos un cierto parecido a las demás especies animales. En la mayoría de aves, el macho debe demostrar que es el más fuerte, más grande, con el grito más alto o el más colorido para ser una pareja aceptable.

En los humanos no podemos tampoco evitar que esta conducta se repita. Y pues, los machos humanos deben demostrar a través de mucho esfuerzo que son los más grandes, más fuertes o más capacitados para sustentar una vida de pareja.

Obviamente este "más" no es del todo físico. En la próxima publicación ampliare este tema que por hoy se ve algo científico.